Fly Geyser, una maravilla no del todo natural

Fly Geyser

Fly Geyser, es un géiser geotérmico que se encuentra en el condado de Washoe, Nevada, Estados Unidos.

El géiser Fly está en los valles geotérmicos de Hualapai, y tiene una altura aproximada de 1,5 metros un ancho de 3,7 metros.

Es una fuente termal de aguas subterráneas cuyo aspecto que parece «de otro planeta» sorprende a quienes tienen la posibilidad de contemplarlo.

Las tonalidades doradas, ocres, verdes y rojizas de las rocas resaltan en medio del entorno árido.

Fly Geyser apareció en el año 1964, cuando una empresa de energía geotérmica realizó un pozo de prueba en aquel lugar, comenzando a fluir agua se dice que a una temperatura de 200 grados.

Como no sirvió para los propósitos de dicha empresa, se tapó mal dicha perforación, y se suponía que el pozo se sellaría, pero no resistió.

Un intento previo de perforación de pozos en 1917 dio lugar a la creación de un géiser cercano al actualmente activo géiser Fly, se formó un pilar de carbonato cálcico, pero cesó cuando el géiser Fly comenzó a liberar agua en 1964.

El nuevo géiser, a unos cuantos cientos de metros al norte del original, le quitó al géiser más antiguo su presión de agua principal y actualmente el cono está seco.

El actual géiser, conocido como el Fly Geyser, ha crecido considerablemente en los últimos 40 años, debido a que los minerales que acompañan a las aguas geotérmicas van aflorando a la superficie de la tierra dando ese aspecto multicolor.

El géiser siempre se encontró dentro de un rancho de propiedad privada, el cual fue adquirido por la Burning Man, una organización sin fines de lucro que se ocupa de su conservación, y puso en marcha un programa de visitas guiadas para dar difundir esta maravilla poco conocida.

Fuentes: La Vanguardia, Wikipedia, Visit the Usa
Imagen: Geology Page

Author: Ricardo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *